contec proyectos y obras

Robótica en el comercio minorista: cómo los robots cambiarán la forma en que compramos

El comercio minorista sigue siendo uno de los mercados más lucrativos para las empresas de tecnología en la actualidad. Con un volumen de ventas masivo, un entorno altamente visual y acelerado, y altas expectativas de los clientes, no es de extrañar que muchos minoristas se hayan apresurado a implementar estas tecnologías.

La única pregunta es: ¿cómo afectará esto a nuestra experiencia de compra? La industria minorista está cambiando rápidamente.

Desde nuevos canales de entrega, comercio minorista omnicanal y comercio electrónico, el comercio minorista tradicional continuará transformándose a medida que avanzamos hacia el futuro. Esta publicación de blog cubre algunos cambios clave en la forma en que compramos hoy, y lo que esto significa para su negocio en el futuro.

Tendencias de compra previstas en el futuro

El futuro del comercio minorista se centrará más en la comodidad, la rapidez y la personalización. Los consumidores son cada vez más impacientes y están dispuestos a recibir más experiencias digitales en las tiendas, especialmente las que se adaptan a sus necesidades específicas.

Con la llegada del comercio móvil y las opciones de pago por móvil, podemos esperar ver aún más cambios en la forma de comprar. A medida que los consumidores adopten gradualmente los métodos de pago digitales, los minoristas podrán ofrecer experiencias digitales, como la entrega a la carta y la personalización interactiva, que les proporcionen una ventaja competitiva.

Nuevas formas de comprar

Con la llegada del comercio digital, podemos esperar un cambio hacia formas más cómodas de comprar productos. A medida que más personas adoptan el comercio electrónico, podemos esperar que se produzca un cambio en la experiencia de compra en la tienda.

De hecho, es más probable que los compradores en línea se salten la experiencia en la tienda y visiten los sitios web de los minoristas. Los minoristas se están dando cuenta de que el canal online puede ofrecerles numerosas oportunidades.

Una de las más importantes es la gestión del inventario. Con el nivel de detalle que se puede rastrear en el comercio electrónico, es posible seguir los niveles de inventario hasta la ubicación específica de la tienda. Este tipo de detalle permite a los minoristas optimizar los niveles de inventario, mejorar la precisión y reducir la cantidad de inventario no vendido.

Entrega en el mismo día y robots autónomos

A medida que más consumidores adoptan el comercio digital y el comercio electrónico, podemos esperar que los minoristas experimenten cada vez más con servicios de entrega en el mismo día. Esta tendencia ya está en marcha, y Amazon, Wal-Mart y eBay ya ofrecen opciones de entrega que permiten a los clientes seleccionar uno o varios días para la entrega.

A medida que la entrega en el mismo día se generaliza, podemos esperar que los minoristas se asocien con opciones de entrega robótica. El sector de la robótica avanza rápidamente hacia la adopción de robots autónomos.

Las empresas de robótica están empezando a desarrollar sistemas que pueden automatizar el almacenamiento de productos, la preparación de pedidos y el transporte. Estos sistemas pueden optimizar el flujo de trabajo dentro de un almacén o centro de distribución, ahorrando tiempo y energía.

Combinando el hardware robótico con el software, los minoristas pueden crear soluciones autónomas eficientes que pueden navegar por laberintos y seguir una ruta predeterminada. Este tipo de soluciones permite a los minoristas reducir el riesgo de errores y, en consecuencia, el potencial de lesiones de los empleados.

También pueden dar a los minoristas la capacidad de crear productos que sólo se almacenan en determinados momentos y en determinadas cantidades, aumentando la comodidad para los clientes.

Futuras opciones de automatización

Con un mayor número de consumidores que adoptan el comercio electrónico, podemos esperar que los minoristas inviertan en opciones de automatización. Estas soluciones pueden ayudar a los minoristas a gestionar su inventario, el proceso de pedido y transporte y, en última instancia, toda la cadena de suministro.

A medida que los niveles de inventario disminuyen, los minoristas pueden utilizar la automatización para gestionar todo el proceso. La visibilidad del inventario permite a los minoristas ver la cantidad exacta de producto en cualquier momento.

Este nivel de detalle ayuda a los minoristas a identificar posibles problemas, como daños en los productos o retrasos en los envíos. La gestión de los pedidos y del transporte también puede automatizarse.

Con el nivel de detalle que se puede rastrear en el comercio electrónico, es posible hacer un seguimiento de los artículos a medida que avanzan por la cadena de suministro.

Los minoristas pueden utilizar esta información para resolver problemas, como las malas opciones de transporte o los envíos perdidos. La automatización resuelve muchos problemas, pero también crea nuevos retos. Con menos participación humana, es posible que se produzcan errores.

Próximos pasos para la robótica en el comercio minorista

A medida que avanzamos en el futuro, podemos esperar que más minoristas integren soluciones robóticas. Estas soluciones pueden automatizar todo el flujo de trabajo y ayudar a los minoristas a reducir el riesgo de error humano.

Uno de los usos más comunes de la robótica es la preparación de pedidos. Las soluciones robóticas pueden funcionar con una estrategia específica de preparación de pedidos para ayudar a los minoristas a reducir el número de lesiones de los trabajadores.

Esta estrategia puede incluir un número determinado de pedidos, un número determinado de trabajadores o incluso un tiempo determinado. Otro uso común de la robótica es la automatización de todo el proceso.

Este tipo de solución puede ayudar a los minoristas a reducir el riesgo de errores y, en consecuencia, el potencial de lesiones de los empleados. Esto es especialmente importante en sectores propensos al error humano, como el comercio minorista.

A medida que los minoristas exploran la adopción de la robótica, también deben considerar la ciberseguridad. Los minoristas pueden mitigar el riesgo de robo de datos aplicando controles estrictos sobre el acceso y el intercambio de datos.

Reflexiones finales

El comercio minorista es un sector muy rentable que probablemente sufrirá grandes alteraciones en los próximos años. El ritmo de los cambios será rápido, y se espera que el entorno del comercio minorista sea aún más desafiante para los minoristas.

Es esencial que los minoristas se mantengan ágiles, para responder a las cambiantes necesidades y expectativas de los clientes, y adaptar sus modelos de negocio para hacer frente a estos desafíos. El futuro del comercio minorista se centrará más en la comodidad, la rapidez y la personalización.

Los consumidores son cada vez más impacientes y están dispuestos a recibir más experiencias digitales en las tiendas, especialmente las que se adaptan a sus necesidades específicas. Con la llegada del comercio móvil y las opciones de pago por móvil, podemos esperar ver aún más cambios en la forma de comprar. Próximos pasos de la robótica en el comercio minorista

Deja un comentario

tres − uno =