¿Cuál es la mejor iluminación para tiendas retail?

Según diversas investigaciones, cuando ponemos la vista en un objeto o lugar, entre el 60% y el 90% de la información que nos llega durante los primeros 90 segundos está relacionada con el color porque nos provocan diferentes sensaciones, que pueden ir desde la alegría o tristeza hasta la ilusión y la fantasía.

 

La iluminación en una tienda retail, entonces, es un aspecto de vital importancia para que los clientes se sientan cómodos durante todo el proceso de compra. Por ejemplo, un negocio con tonalidades oscuras genera una apariencia sombría, para nada agradable, y que además genera dificultades para ver los detalles de los artículos.

 

Por otra parte, utilizar colores vivos será mucho más recomendable porque la luz va a generar un ambiente cálido y cercano para las personas, que sin duda van a estar más seguras al momento de la compra.

 

Siempre debemos tener presente que el primer contacto entre un establecimiento y el potencial cliente se produce a través de la vista, por lo que una buena iluminación es crucial para el éxito del negocio.

 

Claro que para ello es importante conocer los diferentes tipos de luz que existen y su funcionalidad para poder elegir las tonalidades apropiadas según las características particulares de la tienda retail.

 

iluminación de tiendas retail - Contec PyO

 

¿Por qué es importante una buena iluminación en tiendas retail?

 

Para que quede bien claro: una mala iluminación puede perjudicar las ventas de una tienda. Es así de simple y real porque está relacionada con aspectos clave para la marcha del negocio, como la visibilidad de los productos.

 

En este punto, lo más importante es detenerse en el catálogo que ofreces, ya que no es lo mismo comercializar ropa que alimentos. En cualquier caso, lo más importante es que los artículos se vean a la perfección para facilitar la decisión del cliente.

 

Por otra parte, la iluminación influye en la atmósfera que queramos crear en la tienda. Por ejemplo, si buscas generar un ambiente íntimo y cálido, el consejo es optar por una luz tenue, pero si quieres que las instalaciones se vean naturales, pues deberás utilizar luz natural.

 

Además, sirve para atraer al potencial cliente a nuestro negocio o destacar un producto sobre el resto. En definitiva, la iluminación no solo es importante para que el interior y el exterior del local se vean a la perfección, sino que tiene también una funcionalidad estratégica.

 

Tipos de luz

 

Existen varios tipos de luz y la elección final vendrá determinada por las características de los productos, las necesidades de la tienda retail, lo que queramos transmitir a los clientes y las horas en que el negocio está abierto.

 

Veamos qué tipo de luces se recomiendan para los locales comerciales:

 

Luz natural

 

Como su nombre lo indica, es la luz que proviene de la naturaleza, del sol. Lógicamente, es muy importante tener en cuenta el diseño de la tienda porque nunca es igual y varía a medida que transcurren las horas del día.

 

Luz artificial

 

La luz artificial hace referencia a las bombillas, luces LED y lámparas, entre otros, que podemos manipular según nuestras necesidades. Existen varios tipos de iluminación artificial, entre las que destacan las siguientes:

 

Luz halógena

 

Aunque su intensidad se puede regular, es una luz que pierde potencia con el paso del tiempo. De todas maneras, es una excelente opción para resaltar detalles y objetos de la tienda.

 

Luz halógena metálica

 

Esta luz suele utilizarse en exposiciones de productos porque aportan una gran brillantez, pero siempre respetando el color natural de los objetos, por lo que no altera su apariencia.

 

Luz fluorescente

 

Es una de las luces más comunes en aquellos espacios que precisan de una buena iluminación durante varias horas al día, ya que ofrecen un bajo consumo y alto rendimiento.

 

Luz LED

 

Por su eficacia y rendimiento, es la luz más elegida para tiendas retail. Tiene como principal característica que no desprende casi calor residual, ofreciendo una altísima eficiencia y, al mismo tiempo, un bajo consumo. Es cierto que su precio es más elevado, pero a largo plazo son más rentables.

 

Independientemente de tu elección, es preciso que tengas en cuenta también otros aspectos técnicos, como el tipo de bombilla, la temperatura, potencia y transformadores, entre otros. En este punto, te recomendamos que consultes con un electricista de confianza.

 

Una iluminación para cada zona de la tienda

 

Está claro que, en función de sus propias características, una tienda retail cuenta con diferentes espacios, como probadores, estanterías, cajas, mesas centrales y escaparates. Es muy importante darle la iluminación adecuada a cada zona para que todo el negocio esté deslumbrante.

 

Aquí te daremos algunos consejos útiles para que pongas en práctica en tu local comercial:

 

Fachada y escaparate

 

La fachada es el primer punto de contacto con los clientes, por lo que causar una buena impresión es clave. Es por eso por lo que se suelen utilizar focos y carriles de focos para que destaquen las formas y texturas de los productos expuestos.

 

Un consejo útil es utilizar reguladores de intensidad para crear diferentes atmósferas y que el aspecto de la tienda sea aún más atractivo.

 

Estanterías

 

Las estanterías son una de las zonas que mejor iluminación necesitan en una tienda retail porque es el sitio donde están los productos que comercializamos. Se necesita de una luz de altísima calidad, por lo que lo más recomendable es emplear luces LED.

 

Probadores

 

Este espacio, decisivo para la compra, debe contar con una luz favorecedora, razón por la cual la gran mayoría utiliza luces en los laterales de los espejos porque ayudan a reducir las sombras que provocan los focos superiores.

 

Además, se recomienda el uso de tonalidades cálidas porque generan más intimidad en los clientes, que necesitan estar tranquilos y cómodos al momento de probarse la ropa.

 

Cajas

 

En las cajas muchas veces los clientes deben esperar para pagar, por lo que es aconsejable optar por una iluminación dinámica para hacer más agradable ese momento.

 

En definitiva, la iluminación es un aspecto realmente importante para el éxito de una tienda, puesto que influye en el estado de ánimo de los clientes y ayuda a crear un ambiente único y personalizado para la exposición de los productos. Es por eso por lo que debes prestarle la debida atención, tanto si ya tienes un local comercial como si estás pensando en abrir uno.

Si aún no sabes cuál es la mejor opción para tu negocio, no dudes en ponerte en contacto con nosotros, nuestros profesionales le prestarán el mejor asesoramiento.

 

Deja un comentario

5 + diecinueve =